martes, 26 de marzo de 2013

No muchos de ustedes podrán presumir que soñaron tan vívidamente con Daniel Day-Lewis. Oh, shit, tiene 56 años.

Destino desconocido, una playa. Situación incómoda,  tormenta, muelle largo, con permiso para manejo de barcos y cubierta cerrada.

1 comentario:

Fernando Gutierrez dijo...

No solo tu se tropieza con sueños lucidos, que chilo tu blog renacido :D